Alienware 13 con Graphics Amplifier, un escritorio completo.

Alienware 13: portátil gaming con GPU externa

Alienware ha presentado hoy la nueva versión de su portátil gaming de 13 pulgadas que, en esta ocasión, trae consigo una nueva pieza de hardware: una caja externa para tarjeta gráfica que permite instalar casi cualquier modelo de GPU y se conecta al portátil por un puerto propio de alta velocidad, mejorando el rendimiento de manera increíble. Lo mejor de todo es que siempre puedes ir actualizando la tarjeta sin actualizar el portátil.

, , ,

Alienware ha conseguido el sueño de muchos locos del hardware. Que nuestros portátiles no se queden viejos gráficamente en dos años sino en cinco o muchos más. Junto al Alienware 13, el nuevo portátil gaming de 13 pulgadas de su gama de productos, ha presentado una caja para tarjetas gráficas externas —Alienware Graphics Amplifier— donde puedes instalar cualquier GPU (Nvidia o AMD) que consuma menos de 460 W: es decir, hasta una Titan Z.

Alienware Graphics Amplifier permitirá mejorar el portátil a lo largo de su vida.

Alienware 13 con todo el equipo de estar por casa: un par de monitores e, imprescindible, Alienware Graphics Amplifier.

Para conseguirlo ha tenido que esquivar el exclusivo club que Intel tiene montado con dos o tres fabricantes de accesorios para Mac, especialistas en tarjetas gráficas externas para edición de vídeo y que se conectan por Thunderbolt, todo ello por precios, sin tarjeta, de unos mil dólares. Marcas clásicas de PC, como Asus y MSI, han intentado soluciones parecidas a ésta que Alienware nos ha presentado, todo ello para que nunca llegasen al mercado ante la negativa de Intel de certificar el producto, prerrogativa que tiene como guardián del sistema Thunderbolt.

Esta es la peor parte de toda la noticia y es culpa de Intel: el conector es propio y diferente a cualquier otra cosa —algo que siempre es malo— por lo que si compras uno de estos Alienware Graphics Amplifier estarás atado a usarlo para siempre con el Alienware 13 o, esperemos, sucesivos modelos de la marca. El precio de la caja —vacía— tampoco es ningún chollo, unos 300 dólares que todavía no sabemos lo que serán en Euros porque no hay manera de encontrar el adaptador en la tienda española, aunque el portátil en sí ya se puede reservar con fecha de envío para el 8 de diciembre de este año.

¿Lo mejor? Que aparentemente estos nuevos portátiles tienen dos de estas entradas propietarias para el Alienware Graphics Amplifier, así que puedes volverte completamente loco y conectarle dos Titan Z a tu portátil en una especie de SLI y ponerte a jugar a The Witcher 3 en 4K, sí, sí en Ultra. Prometido. La capacidad de modificar la potencia gráfica de nuestros portátiles por fin está en nuestras manos.

Sony Power Media Dock, accesorio externo.

Sony tuvo la idea pero se enfrentó a la furia fanática de ese pequeñísimo grupo que son los compradores de portátiles de 3.000 €. En 2011 lo querían todo dentro del chasis.

Gracias Sony Vaio Z y su Power Media Dock por la idea.