destacada DX11.2

DirectX 11.2 con los juegos en Windows 8.1

Microsoft ha muestra DirectX 11.2 bajo los sistemas Windows 8.1 de PC y en Xbox One, realizando demostraciones de la nueva API en la Build 2013.

, , , ,

Direct X11.2 está ya en camino junto con la nueva actualización de Windows y, con ello, Microsoft quiere hacer posible que los juegos en desarrollo alcancen una nueva cota máxima de calidad gráfica. Las conferencias de Build 2013 han servido a la compañía para realizar una demostración tecnológica de DirectX 11.2, que para disgusto de muchos usuarios, sólo estará disponible para el sistema operativo Windows 8 y en la próxima Xbox One.

Graphine demo DirectX 11.2

Demostración de “tiled resources” bajo DirectX 11.2 con la demo Graphine.

La noticia de la aparición de la nueva API DirectX 11.2 en exclusividad para Windows 8.1 y Xbox One supone una apuesta de la compañía por sus nuevos sistemas, pero parece que también implica la intención de dejar atrás los actuales sistemas como Windows 7. ¿Supondrá un motivo para el salto a los nuevos sistemas? ¿Merecerá la pena? Lo cierto es que, por ahora, lo más importante de DirectX 11.2 es que supone una ruptura con Windows 7 que es el sistema más extendido y en uso entre los jugadores de PC.

Novedades de DirectX 11.2

En cuanto a la evolución de la API, este nuevo DirectX 11.2 supone un nuevo paso, renovando elementos como el componente gráfico Direct3D, que introduce nuevas características. La llamada “Tiled Resources” permite dividir la información de textura de las superficies en áreas fraccionadas, para que introduciendo elementos gráficos de alta resolución se obtenga un mejor rendimiento y un uso de la memoria gráfica más ágil. Así se evitaría sobrecargar el esfuerzo de proceso de la tarjeta gráfica al tiempo que se utilizan niveles de definición inéditos. Por su parte, HLSL (High Level Shader Language) permitirá introducir características de sombreado de mayor complejidad y de manera automática (gracias a Function Linking Graph). DirectX 11.2 también introducirá un anti-aliasing más definido, con un “sampleo” mayor de muestras, concretamente 16 (Multi-Sampling Anti-Aliasing o MSAA 16x), lo que aplicado a pantallas grandes de alta definición eliminaría el más mínimo atisbo de los efectos de dientes de sierra.

Eso sí, por supuesto, la nueva API DirectX 11.2 permitirá manener la retro-compatibilidad con juegos bajo versiones anteriores de DirectX 11. Próximos detalles de la API en este enlace.