The Witcher 3 estrena intro cinemática

El nuevo parche de The Witcher 3 mejora su inventario

CD Projekt ha publicado el parche 1.07 de The Witcher 3, que añade un montonazo de cambios al juegos y reestructura el inventario para PC.

, , ,

The Witcher 3 tiene muchos problemas tontos, la mayoría de los cuales CD Projekt ha ido solucionando parche a parche durante los últimos dos meses. Sin embargo, el parche 1.07 soluciona uno de los fallos que, sí, es tontísimo, pero no es para nada menor: el inventario. Por alguna razón, el estudio polaco decidió que la configuración de menú elegida para consolas iba a servir igual de bien en PC, y eso no es así, pero ahora han rectificado con una nueva interfaz.

The Witcher 3: Wild Hunt

Gestionar objetos en el inventario de The Witcher 3 en PC es un cachondeo absoluto porque nada funciona como debería si usas ratón y teclado. Malditas consolas…

Las mejoras que introduce este parche son:

  • Un nuevo modo alternativo de respuesta al movimiento de Geralt.
  • Un alijo para que el jugador almacene los objetos, disponible en varios lugares del juego. Los alijos aparecen en el mapa.
  • Los componentes de alquimia y artesanía ya no añaden peso.
  • Los libros ahora se muestran en una pestaña dedicada en el inventario, y los que se hayan leído se muestran en un tono apagado.
  • Nuevas formas de organizar el inventario.
  • Las fórmulas alquímicas y los diagramas de artesanía pueden destacarse, de modo que los componentes e ingredientes necesarios para hacer algo aparecen marcados en el panel de las tiendas.
  • Decenas de arreglos con problemas que aparecen en las misiones, tanto principales como secundarias.
  • Varias mejoras de rendimiento, incluyendo optimización de los efectos de luz, las escenas de vídeo y el juego en general.
  • Varias mejoras al comportamiento del caballo, que ya no falla tanto.

Parece mentira, pero ahora mismo se puede jugar mucho mejor a The Witcher 3 que el día que se lanzó, algo que a más de un comprador temprano no le hará ni puñetera gracia, seguramente. A mi, por ejemplo, que me comí muchos bugs tontísimos…