Hatred en Steam Greenlight

Hatred: viaje de ida y vuelta en Steam Greenlight

Hatred ha provocado en los dos últimos días cierta polémica por su violencia y su retirada de Steam Greenlight, aunque ya está de vuelta en la plataforma.

, , , , ,

Quizá hayas oído hablar en los dos últimos días sobre Hatred, un juego de los polacos de Destructive Creations, más por la polémica que ha habido sobre su retirada de Steam Greenlight, debido a su violencia, que por el juego en sí. Pues la polémica se ha zanjado de un plumazo cuando el mismísimo Gabe Newell bajó de los cielos de Valve y resucitó al juego devolviéndolo a la plataforma digital, para que continuara su campaña de captación de votos. ¿Resultado? El imaginable: la curiosidad morbosa intrínseca al ser humano lo ha aupado al primer puesto de visitas y votos en Greenlight.

Hatred está de vuelta en Greenlight

Un viaje de ida y vuelta a velocidad de vértigo en Steam Greenlight. ¿Qué mejor publicidad hay?

Imagina que tienes un juego en desarrollo que está en Steam Greenlight y está causando cierta polémica por el nivel desaforado de violencia que ofrece –lo normal, por otro lado, si el protagonista es un asesino en serie que se dedica a masacrar a todo aquel que se cruza en su camino–. Imagina que, por esa razón, es vetado y retirado de la campaña de votos por los propios responsables de la plataforma. Y ahora, imagina que baja la virgen a verte y resolverte la papeleta casi de milagro. O, lo que es lo mismo, el todopoderoso Gabe se aparece y obra el milagro de desandar lo andado, devuelve el juego a Steam Greenlight y encima te pide disculpas.

Todo eso le ha pasado a Destructive Creations, el estudio polaco responsable de Hatred, que ha visto, además, cómo una publicidad gratuita inesperada ha aupado a su juego –siete horas después de su vuelta a Greenlight– al puesto número uno entre más de 2100 juegos que buscan votos de los jugadores, y el que más visitas ha recibido en ese tiempo –casi 50.000.

Hatred sube a lo más alto

No le ha venido mal la polémica a Hatred, no…

Es la naturaleza humana, amigo, que en la curiosidad y el morbo sustenta gran parte de su esencia. Hatred es un juego de acción, de lo más explícito en su violencia y con un protagonista que no puede ser más negativo, lógicamente, pero tiene derecho a existir, como así lo reconoce el propio Gabe Newell en las disculpas dirigidas a Jarosław Zieliński (el director creativo de Destructive Creations –bonito oxímoron de nombre, dicho sea de paso–, que ya habían asumido la mala noticia como definitiva), en las que comenta cómo estuvo indagando internamente por la decisión de retirar Hatred y acabaron reconociendo que no había sido una buena idea, por lo que lo devolvieron a Steam Greenlight, argumentando que su trabajo es proporcionar herramientas a desarrolladores y usuarios, nada más.

Y el resultado es el que comentábamos, ascenso fulgurante al primer puesto de Steam Greenlight y la mejor publicidad que uno pueda imaginar, y gratis total. Que Hatred salga adelante o no finalmente, ya es otra historia. De momento, Destructive Creations ya es conocido a nivel mundial como estudio y Hatred está donde está. Después de todo, no ha sido mal negocio para el estudio.

Hatred  Hatred  Hatred  Hatred