Heavy Gear Assault está creando una experiencia de mechas de la vieja escuela.

Heavy Gear continúa despacio su desarrollo

El desarrollo de Heavy Gear Assault por parte de Stompy Bot Productions ha llegado al fin al nivel de alfa y algunos de los usuarios que han donado para financiar el juego ya están participando en su testeo.

, , , , ,

Tras cancelar su campaña de Kickstarter al no alcanzar la cifra requerida, Stompy Bot Productions continúa, poco a poco, el desarrollo de su videojuego Heavy Gear Assault, basado en uno de los clones de Battletech con más éxito: Heavy Gear.

Heavy Gear Assault aparecerá para PC, Mac y Linux.

La alfa jugable de Heavy Gear Assault ya permite que los jugadores saquen pantallazos como estos.

Heavy Gear en su origen era un juego de rol de lápiz y papel publicado por primera vez en 1994 en Canadá que luego fue juego de miniaturas de tablero para, finalmente, convertirse en dos videojuegos en 1997 y 1999. Activision, que acababa de perder la licencia “digital” de Battletech, es decir, para desarrollar videojuegos, estaba desesperada por continuar la saga de exitosos videojuegos de Mechwarrior, utilizando el talento del mismo equipo de desarrolladores y los motores gráficos que ya tenían disponibles. Para ello compró la licencia a los creadores de Heavy Gear, los canadienses Dream Pod 9.

Heavy Gear y Mechwarrior llevan muchos años sin ser aprovechados

El primero de los dos, llamado simplemente Heavy Gear, no recibió muy buenas críticas, pero eso no desanimó al gigante ahora conocido como Activision-Blizzard, que perseveró creando un éxito tremendo con Heavy Gear II. Durante 13 años, sin embargo, la licencia estuvo sin utilizar en los enormes montones de propiedad intelectual de los que puede presumir la añeja Activision hasta que, por fin, Stompy Bot Productions se atrevió a recuperarla durante 2012 mediante un acuerdo indirecto con los creadores originales Dream Pod 9.

Lamentablemente, la muy ambiciosa campaña de Kickstarter pedían 800.000 dólares fue un tremendo fracaso, consiguiendo únicamente unos 40.000 dólares. Sin embargo, los desarrolladores no renunciaron a terminar el juego, a diferencia de muchas otras campañas como la de Deathfire de Guido Henkel, cuya falta de microfinanciación significó automáticamente la muerte del juego. Poco a poco han aplicado los muchos encantos de Unreal Engine 4 para que su juego tenga la mejor apariencia posible. Al fin y al cabo, los fans de los mechas de combate nos merecemos un juego a la altura de las nuevas tarjetas gráficas y, tras el batacazo de Mechwarrior Online introduciendo la descarga de calor continua (Cool Shot) algo que los desarrolladores habían prometido que no harían y que elimina toda la estrategia del juego, Heavy Gear Assault es nuestra última esperanza. Puedes donar directamente y ayudar a la finalización del juego.