Muestra la Casa Blanca los juegos violentos

Así muestra la Casa Blanca los juegos violentos

La campaña del Gobierno Norteamericano contra los videojuegos deja este vídeo con el que enseña la Casa Blanca los juegos violentos. La maniobra intenta buscar justificación para los atentados vividos con armas de fuego en los últimos meses, con los videojuegos como protagonistas, según la postura oficial. Aunque el vídeo está oculto en Youtube, este… Read more »

La campaña del Gobierno Norteamericano contra los videojuegos deja este vídeo con el que enseña la Casa Blanca los juegos violentos. La maniobra intenta buscar justificación para los atentados vividos con armas de fuego en los últimos meses, con los videojuegos como protagonistas, según la postura oficial.

Aunque el vídeo está oculto en Youtube, este ha sido la presentación por parte de Donald Trump para acusar a los videojuegos. La maniobra se une a declaraciones anteriores del presidente electo sobre la influencia de los juegos en el comportamiento. Una postura que se mantiene desde hace años, a pesar de haberlos utilizado para campañas publicitarias y la promoción de su figura o empresas. Trump, de paso, puede desviar la atención hacia los videojuegos, cuando la Asociación Nacional del Rifle parecía ser el objetivo de críticas generalizadas. Es preciso recordar que ARN soporta la campaña republicana y ha sido valedor de la victoria de Donald Trump para hacerse con la presidencia.

¿Sabes cuáles son las las unidades vendidas de PLAYERUNKNOWN'S BATTLEGROUNDS?

¿Sabes cuáles son las las unidades vendidas de PLAYERUNKNOWN’S BATTLEGROUNDS?

En la presentación en que la Casa Blanca ha mostrado los juegos violentos estaban representantes de algunas compañías desarrolladoras y editoras. ESA, por ejemplo, tuvo un papel destacado. Pero las primeras reacciones se basaron en dejar claro que los videojuegos mostrados en el vídeo se correspondían con títulos para mayores de edad. En ningún caso para niños, como parecen indicar algunas voces populares en Estados Unidos.

Compañías como Electronic Arts, Bethesda o Activision han sido algunas de las más afectadas por esta campaña a medios y personalidades. Las reacciones ante cómo presenta la Casa Blanca los juegos violentos y la industria en general empiezan a ser muchas. Con atención a los títulos importados a Estados Unidos, como PUBG y tantos otros, que muestran escenas violentas y pueden ser los primeros perjudicados por cambios en la legislación norteamericana.