MSI GTX 760 HAWK, análisis gaming

Analizamos la GTX 760 HAWK, una gráfica en la que la MSI incorpora sus sistema de refrigeración TwinFrozr para elevar las prestaciones al máximo sobre le modelo de referencia de NVIDIA.

, , , , , , ,

Características de overclocking

La razón de ser de la GTX 760 HAWK es la de ofrecer un rendimiento superior al que ofrecen modelos dentro de su ámbito, con la misma GPU. Para conseguirlo MSI ha introducido el sistema Twin Frozr IV y una serie de componentes y software de apoyo. Reunido todo ello en la HAWK, nos permite mejorar el rendimiento levemente con juegos. Puedes forzar un overclocking de un 10% en la velocidad de ciclo de la CPU (1225 MHz, 1290 MHz con Boost) y hasta un 25 % la de la memoria (1880 MHz).

Recurriendo al overclocking y en configuraciones de máximo demanda de cálculos gráficos, podemos llegar a un incremento medio de hasta el 15%, dependiendo del juego. Básicamente, y dentro de los límites, cuanto más le exiges a la HAWK más se distancia del modelo de referencia, justo donde más se necesita. Monitorizando la temperatura, los niveles de la HAWK se mantuvieron bastante saludables, 33º C en aplicaciones sin carga gráfica, unos 73 º C con juegos 3D en configuraciones de detalle alto y no superando los 76 ºC de media forzando los juegos con overclocking. En cualquier caso, muy por debajo de los límites recomendados por NVIDIA para su GPU. Todo ello con las garantías que ofrece un software dedicado a tal efecto y una doble BIOS, de manera sencilla y con seguridad. En términos de rendimiento, la GeForce GTX 760 HAWK se acerca casi al medio camino que separa a esta tarjeta de las que tienen GPU GeForce GTX 770 y se sitúa bastante cerca de una gráfica Radeon HD 7970. ¡No está nada mal!

MSI TWIN FROZR IVEn cuanto al consumo, los sistemas implementados por MSI tampoco penalizan demasiado a la GTX 760 HAWK. En aplicaciones sin carga gráfica, de vídeo en Blu-ray o DVD, navegadores etc. no hay apenas diferencias con los modelos de referencia. Ya con juegos, la media de consumo se sitúa en unos 170 W TDP, levemente por encima del estándar de su GPU en otras tarjetas y sólo con una carga de gráficos ultra puede marcar máximos de 220 a 224 W, lo que tampoco es una exageración. Cabe decir que, en este aspecto, los controladores gráficos de NVIDIA hacen mucho por optimizar el consumo y que la HAWK se beneficia especialmente de ello.

Finalmente, una de las prioridades en el diseño de la HAWK y uno de los valores añadidos del sistema de refrigeración Twin Frozr IV de MSI es la reducción del ruido. Un dato en decibelios (dB), -la magnitud con la que se estima este parámetro- no es fácil interpretar, incluso para nosotros, porque no es lineal. De todos modos, para ser honestos, nuestra estimación del ruido ha sido de oído… Muy favorable para la GTX 760 HAWK y con una sensación que no contradice en nada lo que la compañía nos anunciaba. MSI ha logrado una tarjeta muy, muy silenciosa. Incluso por debajo del leve zumbido que hace la GeForce GTX 560 Ti de nuestro laboratorio. La GTX 760 HAWK es prácticamente inaudible y merece un sobresaliente en este apartado.