29/05/2024
Please Knock on my Door
Please Knock on my Door es un juego indie del estudio sueco GTLime que trata sobre la depresión, la soledad y las fobias, y llegará a Steam en 2015.

Please Knock on my Door es un juego de PC, desarrollado por el estudio indie sueco GTLime, y que aparecerá en Steam a principios de 2015. Pero además de un juego, es también una herramienta, porque se centra en la depresión y cómo la enfermedad aisla a la persona que la sufre en un entorno de soledad terrible, siendo muy difícil salir de ella. Bastante más tremenda de lo que parece, la depresión no siempre es entendida por alguien que no la ha padecido, aunque quizá Please Knock on my Door pueda echar una mano en ese sentido.

Please Knock on my Door, la depresión y la soledad hechas juego.
Please Knock on my Door, la depresión y la soledad hechas juego.

No parece una propuesta muy divertida para un juego, pero la intención de Michael Levall, el one-man-army que compone lo que es el estudio indie GTLime es justamente no deprimirnos, sino ayudarnos a entender la enfermedad que puede afectar a algún conocido, amigo o familiar, a través de su aventura. El protagonista de Please Knock on my Door sufre depresión y tiene que luchar cada día con las acciones más sencillas de la vida, como comer, dormir o trabajar, además de una fobia muy concreta con la que tiene que apechugar: la aracnofobia.

La soledad que lo atenaza no es elegida, y dependiendo del estado de ánimo del protagonista en cada momento ocurrirán diversas acciones en el juego –incluyendo los sueños–, que pueden ser incluso de carácter autodestructivo, mostrando sus mayores temores y miedos. Vamos, que su aspecto, aunque parezca casi naif, oculta no poca chicha y te hará pensar y plantearte de forma seria lo terrible que es sufrir depresión. Algo que se ve reforzado por la música del juego, que ha sido compuesta por Ola Bäckström, responsable también de la del juego futurista deportiva Epigenesis.

De momento, GTLime nos deja con unas pocas imágenes y el tráiler del juego, que muestra al cúbico protagonista en su entorno cerrado, solitario y claustrofóbico, en su día a día que lo atenaza. Un juego con mucho que rascar…