27/02/2024
Microsoft negocia con el Real Madrid para ponerle su nombre al Santiago Bernabéu. Las conversaciones están en una fase preliminar según El Confidencial.

Según El Confidencial, el presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, estaría negociando con el fundador de Microsoft, Bill Gates, para ponerle al estadio Santiago Bernabéu el nombre del gigante del software. El patrocinio de los nombres de los estadios todavía no está muy extendido en España, pero es una costumbre habitual en otros países. Así, por ejemplo, el estadio del Bayern de Múnich, el Allianz Arena, lleva el nombre de una compañía de seguros, y el estadio de los Miami Heat, el American Airlines Arena, lleva el nombre de una aerolínea.

Microsoft negocia poner su nombre al Bernabéu
Microsoft está interesada en ponerle su nombre al Santiago Bernabéu. Florentino Pérez se lo está pensando. Si el acuerdo se cerrase, entraría en vigor a partir de 2016 como muy pronto.

Microsoft Santiago Bernabéu

La relación entre Bill Gates y Florentino Pérez viene de atrás. Gates lleva muchos años dedicando parte de su inmensa fortuna a obras benéficas, actividad que también realiza el Real Madrid a través de su fundación, y por la que han colaborado en varios proyectos. Aparte de la filantropía, el Real Madrid y Microsoft también tienen relaciones comerciales, pues la compañía fundada por Bill Gates es la encargada de renovar las infraestructuras tecnológicas del Santiago Bernabéu.

Si el rumor filtrado por El Confidencial se confirmase, el acuerdo entraría en vigor a partir de 2016 como muy pronto. ¿Cómo pasaría entonces a llamarse el Santiago Bernabéu? ¿Microsoft Santiago Bernabéu? ¿Santiago Bernabéu Microsoft? A los madridistas no les gustará que le pongan el nombre de una empresa a su coliseo, pero el dinero manda en estos tiempos, y el patrocinio de estadios es un negocio que genera cuantiosos ingresos para los clubes. El Arsenal vendió el nombre de su estadio, que ahora se llama Emirates Stadium, por 150 millones de euros por 10 años. Teniendo en cuenta que el Real Madrid es el club más valioso del mundo (2.400 millones de euros), la cifra por vender el nombre del Bernabéu puede ser de escándalo.

¿Habría que reiniciar cada dos por tres los partidos que se jugasen en el Microsoft Bernabéu? ¿Serían los nuevos fichajes retrocompatibles con los de temporadas anteriores? ¿Correrían con fluidez los jugadores de otros clubes? Preguntas sin respuesta.