20/05/2024
GeForce GTX
La Súper Resolución Dinámica era una tecnología hasta el momento solo disponible en la gama 900 de Nvidia.

Super Resolución Dinámica suena a súperpoder de súperheroe ochentero de Marvel – nunca de DC –, pero en realidad es una característica bastante estupenda de las tarjetas gráficas de Nvidia. El único problema es que normalmente solo funciona con algunos de los modelos más avanzados y contemporáneos, de modo que quienes tengan una gráfica de esas que en su día costaron 800 euros y que aún mantiene el tipo con todo tipo de juego, pero cuyo no empieza por el número 9 sino por el 6 o 7, no pueden emplearla. Pero eso se acabó.

GeForce GTX TITAN Z - NVIDIA

La Súper Resolución Dinámica, pues, que mejor llamamos DSR para acortar y porque son sus siglas del inglés, se lanzó junto a las GTX 980 y GTX 970 este pasado mes, pero ahora van a llegar a las tarjetas gráficas con arquitectura Kepler y Fermi gracias al driver 344.48 de Nvidia, que ya se puede descargar desde la web de la compañía o desde Nvidia GeForce Experience.

Por explicar grosso modo de qué va la DSR, simplemente sabed que es una forma de renderizar un juego a una mayor resolución de la que utiliza le monitor por el que sale la imagen y, así, conseguir un downsample que evite tener que usar métodos de alisado de bordes, que suelen consumir muchísimos recursos de las gráficas. Así, al incrustar esta característica en el driver, se consume menos (en teoría) y se obtiene una imagen más nítida y bonita.

Gracias a la DSR, muchos juegos actuales empiezan a prescindir de los avanzados y costosos sistemas de antialiasing que hemos visto durante los últimos años y que ni las gráficas más potentes conseguían mantener estables. Si empezáis a ver que muchos juegos incluyen SSAA, las siglas de Super Sampling Anti-Aliasing, esto es, lo que hace la Súper Resolución Dinámica; ya sabéis qué está pasando entre bambalinas entre tu gráfica y tu monitor. Otra cosa es, claro, que tu gráfica pueda mantener las exigencias de este método